Etiqueta: decada digital 2030

Entra en vigor el reglamento europeo DMA. ¿Y ahora qué?

Madrid, 13 de octubre 2022.- El reglamento europeo Digital Markets Act (DMA) se publicó ayer en el Diario Oficial de la UE. Se abre ahora un plazo de 20 días para su entrada en vigor y de hasta seis meses para la aplicación efectiva de sus obligaciones, a partir de abril de 2023.

Junto con el reglamento DSA, que previsiblemente se publicará antes de final de año, la Data Act y el futuro Reglamento de IA, estas normas van a contribuir a rediseñar el Mercado Único Digital, atajando, entre otras cosas, la asimetría regulatoria existente entre algunos de los actores del mercado. No en vano, el level playing field, como palanca para la competitividad, es uno de los principales valores que persigue la asociación DigitalES.

Los reglamentos DMA y DSA, asimismo, representan dos piezas fundamentales de las bases jurídicas de la Europa digital del futuro. En este sentido, estas dos normas van a jugar un papel muy importante en el objetivo de que Europa ostente una mayor autonomía tecnológica, entendiendo como tal una autonomía tecnológica abierta -la digitalización es necesariamente global- y asentada en los valores europeos.

La “forma europea” de hacer negocios ha sido una historia de éxito para su industria y, como tal, ha beneficiado a la sociedad en su conjunto. Este enfoque se refleja en los valores de Europa y en sus principios del mercado único: apertura e inclusión, fomento de la competencia, la innovación y el libre comercio, y el aumento de la eficiencia. El concepto de «autonomía estratégica abierta» engloba todos estos principios y promueve una visión positiva que se basa en los activos estratégicos de Europa y permanece basada en sus valores.

Sobre la DMA: ¿qué entendemos por ‘guardianes de Internet’?

Con la DMA, la Unión Europea aspira a liderar la competencia en el mercado digital y a poner coto a las potenciales prácticas abusivas de los gigantes de Internet, cuyo tamaño trasciende el de muchas economías nacionales. Lejos de limitar la innovación, Europa busca asegurar que el desarrollo de la futura economía digital se asiente sobre unas garantías más sólidas para los usuarios -incluyendo los usuarios comerciales o empresariales – y para la libre competencia.

“Lejos de limitar la innovación, Europa busca asegurar que el desarrollo de la futura economía digital se asiente sobre unas garantías más sólidas para los usuarios y para la libre competencia”

 

Muchas de las incógnitas en torno a la aplicabilidad de la DMA recaen en la definición de ‘guardianes’ o ‘gatekeepers’ que, si bien queda bastante acotada en el texto, afloran ya casuísticas sujetas a diferentes interpretaciones.

Cabe recalcar que la Comisión revisará la clasificación de ‘guardianes’ cada dos años. Así, siguiendo mecanismos similares a los del Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), la Comisión Europea tendrá la responsabilidad de efectuar las investigaciones de mercado pertinentes y velar por el correcto cumplimiento de la ley.

“El éxito de la implementación de estas leyes [DSA y DMA] será clave para erigirse en el patrón normativo global”, expuso Irene Roche, jefa de unidad en la Comisión Europea, durante el último congreso DigitalES Summit. Casualmente, esta mesa redonda se celebró solo un día después de que el Parlamento Europeo aprobara ambos textos, por amplia mayoría.

¿Y la DSA para cuándo?

Con un decalaje entre la aprobación de ambas normas de alrededor de un mes, se espera que la publicación de la Digital Services Act (DSA) en el Boletín Oficial de la UE tenga lugar antes de Navidad. Su entrada en vigor efectiva será más tardía: como mínimo, el 1 de enero de 2014.

A diferencia de la DMA, la DSA introduce nuevas figuras supervisoras a nivel nacional, que se comunicarán directamente con las grandes plataformas.

La autonomía tecnológica europea está estrechamente vinculada con la ansiada recuperación y transformación de nuestra economía, precisamente en un momento donde existen unos fondos históricos para conseguirlo. “Dentro de este momento histórico, surge un actor con una fuerza renovada: Europa. Y esa nueva fuerza debe ejercer su papel, también, en un marco [regulatorio] renovado”, resumió Víctor Calvo-Sotelo, director general de DigitalES, durante el Summit.

 

*Foto: Margrethe Vestager, vicepresidenta de la Comisión Europea, en una imagen de su intervención en DigitalES Summit 2021.


Posts relacionados:

> https://www.digitales.es/blog-post/opinion-por-un-europeismo-digital-consciente/

> https://www.digitales.es/blog-post/seis-preguntas-y-respuestas-sobre-la-regulacion-digital-que-llegara-de-europa/

> https://www.digitales.es/blog-post/las-12-metas-que-europa-debe-alcanzar-para-ser-competitiva-en-2030/

> https://www.digitales.es/blog-post/ursula-von-der-leyen-mercado-unico-digital/

 

Actualidad / DigitalES al día

DigitalES suscribe la Declaración de Lisboa, que promulga una Europa digital con valores

2 de junio 2021.- DigitalES, Asociación Española para la Digitalización, ha firmado la Declaración de Lisboa presentada por la Unión Europea ayer, 1 de junio, durante una conferencia organizada por la presidencia portuguesa.

El objetivo de esta conferencia era avanzar en la construcción de la Europa digital del mañana, en el marco de la Brújula Digital 2030. Una guía que establece métricas concretas a la estrategia de digitalización de la Unión, y que en España fue presentada el pasado viernes en un evento organizado por DigitalES.

Todas esas medidas y objetivos se enmarcan, a su vez, en la nueva Declaración de Lisboa, que recoge el compromiso de la Unión Europea para garantizar la igualdad de oportunidades y la no discriminación en la transición digital.

La Declaración de Lisboa es un compromiso para trasladar al entorno digital el “European way of doing business”, esto es, para fomentar una economía digital basada en los valores europeos de protección de los derechos de los ciudadanos.

Desde DigitalES, consideramos que ese foco en la protección de derechos es un rasgo diferencial y una ventaja competitiva para que Europa sea relevante en el futuro. Por ello suscribimos esta Declaración, y animamos a nuestros socios y colaboradores a sumarse a ella.

 

> Lea aquí la Declaración de Lisboa (inglés): LD (bondlayer.com)

> Pinche aquí para firmar y adherirse

Ir al contenido